Portal Sostenibilidad
El Proyecto La Sostenibilidad en 5 minutos Actualidad en Terra.org Volver Inicio

Dimensión Ambiental Dimensión Social Dimensión Económica Dimensión Institucional Temas Destacados
  COOPERACION Y CONFLICTO  

     
CONCEPTO DE CONFLICTO
     
     
  Un conflicto es un proceso de oposición a los intereses entre dos o más actores.
Este proceso se puede deber a una dinámica de antagonismo llegando a manifestaciones violentas, a la conflictividad armada. La mayoría de los conflictos se van desarrollando y modificando en función de los contextos (locales e internacionales) del momento. Además, las causas son múltiples y se interrelacionan entre sí; de manera que no podemos encontrar una causa única como origen de un conflicto.
Si estudiamos el conflicto como un proceso, veremos como se modifica con el tiempo apareciendo nuevas causas y en algunos casos cambiando su propia naturaleza. Al mismo tiempo su intensidad también irá evolucionando, en guerra; desapareciendo a través de procesos de paz o manteniéndose latente en niveles de intensidad baja.
Todos estos elementos de cambio son esenciales para la resolución de conflictos. El estudio de su desarrollo permite mayor margen al aplicar una vía de resolución u otra., evitando simplificar y por lo tanto equivocarse tanto en el proceso de comprensión como en el de resolución.
 
     
     
  La naturaleza de los conflictos es muy diversa y compleja y a menudo se superponen diversas “tipologías” de tensiones en un solo conflicto. Actualmente, no encontramos ante tensiones por de control de territorios o recursos naturales; por el intento de derrocar un gobierno (tanto por parte de un grupo interno como por parte de una agente externo) ; por oponerse a una potencia extranjera, por motivos socio-económicos; por motivos identitarios (alcanzar un reconocimiento más amplio de derechos o un estado propio por parte de una minoría); etc.
Según el contexto histórico, internacional y local, que nos encontremos aparecen nuevas tensiones y desaparecen otras. Uno los cambios fundamentales en la naturaleza, la estructuración y la resolución de los conflictos actuales es la Guerra Fría, ya que tras ella desaparece un sistema internacional basado en la prioridad y el equilibrio de poderes que enmarcaba de una manera singular los conflictos.
Durante la Guerra Fría, la conflictividad Mundial estaba arbitrada por las dos grandes potencias que contenían los conflicto. La conflictividad no desaparece sino que pierde esta tutela y se vuelve más circunscrita, aparece una variedad de conflictos donde prevalecen los factores de carácter regional y local. En algunas zonas, el final de la Guerra Fría ha facilitado solucionar la conflictividad local (un ejemplo en América Central) y en otras zonas, es precisamente la caída de la URSS y la aparición de un vacío de poder en sus zonas de influencia donde aparecen nuevos conflictos o se despiertan otros (Antigua Yugoslavia, Kuwait...). Una de las características de la conflictividad actual es que la mayoría se desarrolla en el interior de los estados, muchos de ellos en procesos de desintegración o con falta de legitimidad democrática (África, América Latina y Asia). Hay una correlación entre la frecuencia de conflictos y el tipo de régimen, normalmente déspota.
Otra de las correlaciones que aparecen en este nuevo sistema internacional es el aumento de la conflictividad en las zonas más pobres del planeta. Sin embargo, la pobreza no es la única causa de conflictos en una zona, sino que ésta interacciona con estados débiles, o bien con gobiernos ilegítimos y/o con zonas de la antigua colonización occidental.
El control energético y la geoestrategia son otros de los factores de la conflictividad mundial. En la actualidad, el logro de la hegemonía mundial pasa por el control energético, que pasa a su vez por un control militar. En estas zonas de interés geoestratégico (Asia Central, Oriente Próximo) encontraremos una conflictividad local en el seno de los estados muy débiles mezclada con un intervencionismo extranjero.
La aparición de nuevos actores en los conflictos, otros ya existentes cobran importancia o encajan en este nuevo marco de forma más compleja: mercenarios, niños soldado, traficantes, señores de la guerra, cascos azules, periodistas, los humanitarios...Muchos de estos actores permanecen al margen del control internacional y otros son utilizados por la comunidad internacional para actuar en la zona.
El terrorismo internacional aparece como nuevo actor y un nuevo tipo de conflicto, fenómeno gestado durante la Guerra Fría y que aparece ahora como un fenómeno global de características completamente nuevas y con una capacidad de actuación, de administración y militar muy amplia.
 
     
  AUTOR  
 
Clara Vives
 
Belén Covelo
 
Marc Vives
 
 
> Subir

Creado y mantenido por:   Con la colaboración de: